Deny Extremera San Martín - Cubadebate.- El Gobierno cubano y el Sistema de Naciones Unidas firmaron este jueves en La Habana el tercer Marco de Cooperación, que entre 2020 y 2024 regirá el acompañamiento de agencias, fondos y programas de la ONU a los esfuerzos de la isla en la implementación de la Agenda 2030 y sus 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible, alineados con el Plan Nacional de Desarrollo Económico y Social y con una movilización de recursos estimados en 280 millones de dólares.


El tercer Marco de Cooperación, firmado por Consuelo Vidal, coordinadora residente del Sistema de Naciones Unidas (SNU) en Cuba, y Rodrigo Malmierca, ministro de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera, junto a representantes de diferentes organismos de la ONU, es el instrumento más importante para la planificación e implementación de las actividades de desarrollo de las Naciones Unidas en el país.

Durante la ceremonia, la coordinadora residente del SNU afirmó que “para asegurar que la contribución que hagamos potencie directamente los esfuerzos que realiza el país en la implementación de la Agenda 2030, hemos alineado las áreas de cooperación con cuatro ejes del Plan de Desarrollo Económico y Social cubano hasta 2030, abordando temas estratégicos”.

Esos ejes estratégicos son el gobierno eficaz, “donde acompañaremos procesos de fortalecimiento del desarrollo territorial, el sistema estadístico nacional y la participación social”, y la transformación productiva, “apoyando los encadenamientos productivos en sectores estratégicos, los sistemas agroalimentarios, el empleo; aprovechando el potencial humano, la financiación del desarrollo –muy relevante en el contexto internacional actual– y el desarrollo energético sostenible”.

Además, la sostenibilidad ambiental y la gestión de riesgo, “contribuyendo a incorporar las consideraciones ambientales, climáticas y de riesgo en las actividades económicas y sociales”, y el desarrollo humano con equidad, “apoyando la calidad y sostenibilidad de los servicios sociales y culturales, los sistemas de protección y cuidado, y el hábitat adecuado”.

De manera transversal, la cooperación de Naciones Unidas (NNUU) apoyará áreas de gran potencial como los medios de implementación de la Agenda 2030 en el país; la financiación al desarrollo; la ciencia, tecnología e innovación y la cooperación Sur-Sur.

Tanto Vidal como Malmierca destacaron que para Cuba la adopción de la Agenda 2030 es un compromiso de Estado y una prioridad nacional, con sus 17 objetivos de desarrollo sostenible integrados en el Plan Nacional de Desarrollo Económico y Social hasta 2030.

También señalaron que el tercer Marco de Cooperación SNU-Cuba ha sido resultado de un intenso trabajo conjunto con múltiples instituciones nacionales bajo la coordinación del Mincex y de 23 agencias, fondos y programas del Sistema de Naciones Unidas residentes y no residentes en el país.

“Estas alianzas para el desarrollo son aún más relevantes en el contexto actual, en el que a los importantes desafíos económicos y financieros externos, se suma la crisis global por la pandemia de COVID-19

Este año, a nivel global, los Estados miembros de la ONU han acordado que se inicie el Decenio de Acción para cumplir con los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Los desafíos son múltiples, ahora agravados por la pandemia; sin embargo, muchas son también las oportunidades para revertir los problemas más acuciantes y potenciar las fortalezas con que contamos”. (Consuelo Vidal, coordinadora del Sistema de Naciones Unidas en Cuba)

A partir de las prioridades acordadas se derivarán los programas de 23 agencias, fondos y programas de NNUU que trabajarán con Cuba en los próximos cinco años.

Esas prioridades –precisó la coordinadora residente del SNU– abordan “oportunidades y desafíos del desarrollo sostenible, planes en el proceso de actualización del modelo económico y social cubano y, por tanto, en la implementación nacional de la Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible en el país.

“Para este acompañamiento en la implementación de la Agenda 2030, a través del apoyo al Plan de Desarrollo Económico y Social cubano, hemos estimado que movilizaremos más de 280 millones de dólares a ser implementados hasta 2024, de los cuales ya están disponibles alrededor del 50%”.

Agregó que, en ese proceso, el SNU contará con la contribución de otros socios de la cooperación internacional, con los que trabajará articuladamente en conjunto con las instituciones nacionales en el marco del compromiso cubano con la Agenda 2030.

“El principio de la Agenda 2030 de no dejar a nadie atrás, consistente con el objetivo nacional cubano de no dejar a nadie desamparado, será brújula en esas acciones de cooperación”, afirmó.

Por su relevancia en el contexto cubano, “en cada una de las intervenciones consideraremos, siempre que sea posible, las particularidades de las dinámicas demográficas, la capacidad dinamizadora de jóvenes y mujeres, la creación de capacidades para la gestión de riesgo y resiliencia, la necesidad de estadísticas e información para la toma de decisiones y, por supuesto, la relevancia del ámbito local para el desarrollo del país”.

Vidal apuntó que “Cuba ha sido un ejemplo de solidaridad con los más necesitados en el mundo. Como Sistema de Naciones Unidas, nos hemos movilizado para acompañar al país en su estrategia de respuesta y recuperación ante la COVID-19, primero con una respuesta en el sector salud”.

Añadió que en los próximos días el SNU presentará un plan de respuesta inmediata al impacto social y económico de la pandemia para los próximos 18 meses, alineado directamente con el Marco de Cooperación firmado este jueves.

El ministro cubano de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera afirmó que el Marco de Cooperación de las Naciones Unidas para el Desarrollo Sostenible 2020-2024 es el instrumento más importante para la planificación e implementación de las actividades de desarrollo de las Naciones Unidas en el país, tanto para las agencias residentes como para las no residentes.

“Para Cuba, la Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible es un compromiso de Estado, asumido en estrecha relación con el Plan de Desarrollo Económico y Social del país hacia 2030”.

“El marco es resultado de un amplio proceso participativo, coordinado por el Gobierno y el Sistema de Naciones Unidas en Cuba junto a numerosas instituciones nacionales, y se ha adecuado teniendo en cuenta la actual situación epidemiológica y la respuesta socioeconómica a la pandemia de COVID-19”, señaló Malmierca.

“Partiendo de los análisis realizados en este proceso, el Sistema de Naciones Unidas en Cuba, en conjunto con múltiples actores, apoyará el avance hacia una transformación productiva ambientalmente sostenible que contribuya a continuar garantizando la equidad, la inclusión y la calidad de vida de los cubanos”, añadió.

Como es bien conocido, el principal obstáculo que enfrenta Cuba para su desarrollo socioeconómico y la implementación de la Agenda 2030 es la política genocida y hostil del Gobierno de Estados Unidos y el recrudecimiento del bloqueo económico, comercial y financiero contra nuestro país, pero nada nos detendrá en el camino hacia el desarrollo sostenible. (Rodrigo Malmierca, ministro de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera)

El Marco de Cooperación firmado por Cuba y el SNU “es dinámico y flexible” para “asegurar su relevancia y las acciones de desarrollo en el periodo 2020-2024”, apuntó la coordinadora residente. “El comité directivo de país, integrado por el Mincex, otras instituciones nacionales y el Sistema de Naciones Unidas, velará por que se realicen los ajustes necesarios para mantener su alineación en un escenario complejo y cambiante a nivel global”.

Malmierca reiteró la disposición de Cuba de “continuar cooperando con otros pueblos en el enfrentamiento a la pandemia, como se ha evidenciado con la presencia de brigadas médicas del contingente Henry Reeve en numerosos países.

“Estamos comprometidos a trabajar sin descanso para estar a la altura de los retos que impone trabajar en pos de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, la Agenda de Desarrollo 2030 y el Plan Nacional de Desarrollo Económico y Social hasta 2030”.

En el año en que comienza el decenio de acción global para cumplir con los Objetivos de Desarrollo Sostenible, cuando “a los obstáculos que enfrentan los países en desarrollo por el injusto orden económico internacional imperante se agregan los inherentes a la crisis económica derivada de la pandemia”, Malmierca declaró que “Cuba reitera su compromiso con la búsqueda de un mundo justo, equitativo e inclusivo que reconozca a las personas como el elemento central del desarrollo”.

La Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, adoptada por los Estados miembros de la ONU en la Asamblea General en septiembre de 2015, es un compromiso global con una visión transformadora hacia la sostenibilidad económica, social y ambiental para afrontar los desafíos que enfrenta la humanidad; un plan de acción a favor de las personas, el planeta y la prosperidad, que también busca fortalecer la paz universal y el acceso a la justicia.

Al adoptarla, los Estados miembros de NNUU reconocieron que el mayor desafío del mundo es hoy la erradicación de la pobreza, y que sin lograrla no puede haber desarrollo sostenible.

La Agenda Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible incluye 17 objetivos con 169 metas de carácter integrado e indivisible en las esferas económica, social y ambiental, y rige los programas de desarrollo mundiales hasta 2030. Al adoptarla, los Estados se comprometieron a movilizar los medios necesarios para su implementación mediante alianzas centradas especialmente en las necesidades de los más pobres y vulnerables.

“Estamos resueltos a poner fin a la pobreza y el hambre en todo el mundo de aquí a 2030, a combatir las desigualdades dentro de los países y entre ellos, a construir sociedades pacíficas, justas e inclusivas, a proteger los derechos humanos y promover la igualdad entre los géneros y el empoderamiento de las mujeres y las niñas, y a garantizar una protección duradera del planeta y sus recursos naturales”, señalaron los Estados en la resolución en septiembre de 2015.

Los 17 objetivos de la Agenda se definieron durante más de dos años de consultas públicas, interacción con la sociedad civil y negociaciones entre los países.

Además de poner fin a la pobreza en el mundo, los Objetivos de Desarrollo Sostenible incluyen, entre otros, erradicar el hambre y lograr la seguridad alimentaria; garantizar una vida con salud y una educación de calidad; lograr la igualdad de género; asegurar el acceso al agua y saneamiento y a energía asequible y no contaminante; promover el crecimiento económico sostenido; adoptar medidas urgentes contra el cambio climático; promover la paz, facilitar el acceso a la justicia y reducir las desigualdades.

Cuba
"Sería criminal dejar para mañana decisiones de ayer y de hoy. Es un imperativo impulsar la solidaridad y la cooperación internacional para amortiguar el golpe", sentenció el presidente cubano en el debate genera...
Intervención del Ministro de Relaciones Exteriores de Cuba, Bruno Rodríguez Parrilla, en la Reunión de Alto Nivel de la AGNU para conmemorar el 75º aniversario de las Naciones Unidas, 21 de septiembre de 2020...
Cubadebate.- El Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, intervendrá en el próximo debate del 75 período de sesiones de la Asamblea General de las Naciones Unidas, a celebrarse el 22 de se...
Lo último
La Columna
La Revista