Ramón Pedregal Casanova.- “La madre comprendió que este hombre tan poderoso era el jefe, el que había enviado a su hijo a la guerra y a la muerte y sería el culpable de que no le viese nunca más”. Del relato La madre. Perteneciente al libro Misterios de las noches y los días. Autor, el gran escritor Juan Eduardo Zúñiga.


Tenemos la experiencia histórica, que debe ser inolvidable, de dos caminos que difieren, de dos proyectos que se enfrentan. Tenemos ante nosotros la contradicción más universal: capital - trabajo; imperialismo – pueblos soberanos, independientes y libres; en la derecha la clase fomentadora de la guerra – en la izquierda la clase trabajadora de la paz.

El 1º de enero de 2019, 60 aniversario de la victoria de Cuba sobre el imperio. La reacción imperial no se hizo esperar, si huyeron llevándose las riquezas con las que llenaban aviones y barcos, si terminaron de llenarse bolsillos y bolsos con el dinero que hurtaron de la caja del banco estatal para dejar al pueblo en la peor situación posible, una vez en EEUU, continuarían la guerra con Eisenhower a la cabeza, que daría continuidad a la violencia conque había apoyado a Batista contra el pueblo revolucionario: ahora caería sobre toda la organización social que intentaba levantarse pacíficamente. El régimen de EEUU y la ultraderecha huida de la isla rebelde lanzaron sobre ésta todos los tipos de guerra, el terrorismo en las ciudades y en los pueblos, el secuestro de barcos y los atentados en centros de producción y puertos, la difusión de virus causantes de enfermedades y muertes, el envenenamiento del agua, de la agricultura y la ganadería, los asesinatos de enseñantes, y la difusión del terror psicológico y el robo de infantes, como lo fue la Operación Peter Pan, los intentos de invasión y los más de 650 intentos de magnicidio.

Si esos actos criminales sobresalen en la Historia, entre los que el imperio se empeña en hacer que continúen el que permanece y aumenta su violencia es el del bloqueo, agresión que se hace notar en la cotidianidad de Cuba y su relación con el resto de los países, ejemplo de lo segundo que influye en lo primero: el bloqueo comercial, económico y financiero impone ilegalmente, bajo amenazas de sanciones, multas, persecuciones y demás violencia para que no se atrevan ni gobiernos, ni empresas, ni personas, que la oficina del Departamento del Tesoro del régimen de EEUU sea la dueña de las licencias que cualquier empresa debe solicitar para ir a Cuba. Además, la empresa tiene que conseguir otra licencia del Departamento de Comercio estadounidense. Después de sellado el negocio, tiene que conseguir otra licencia para poder solicitar una carta de crédito a un banco cubano y a un banco europeo, y de éste a un banco de EEUU, y del banco de EEUU al proveedor del producto. El transporte de la mercancía de EEUU a Cuba conlleva el que la naviera solicite la licencia al Departamento del Tesoro de EEUU, y le está prohibido trasladar mercancías desde Cuba. Debe saberse que los guardacostas norteamericanos pueden interceptar y registrar un buque que viaje con mercancías de su país a Cuba. El daño causado por el imperialismo al pueblo cubano se cuenta en casi un billón de dólares, un millón de millones, la última cifra conocida es 933.678 millones de dólares. Cualquier persona puede suponer lo que eso significa en la economía de un país pequeño en rebeldía contra el monstruo.

¿Hay quien no quiere saber?: “Odio a los indiferentes porque me molestan sus lloriqueos de eternos inocentes”, son palabras de Gramsci.

Recuerdo lo declarado por el gran escritor Eduardo Galeano: “He sido testigo del bloqueo de EEUU a Cuba. Estoy orgulloso de ser amigo del país prohibido que aún sigue siendo un paradigma de dignidad nacional para otros porque ostenta ese peligroso ejemplo de la solidaridad”.

Y la solidaridad es una de las más apreciadas identidades socio políticas de las clases trabajadoras, como lo es la igualdad de clase. ¿A quién le cabe duda de que la gran burguesía imperial tiene su propia identidad en el punto en el que se reconoce?: el 82% de la riqueza mundial lo tiene el 1% de la población, y ese 1% sigue aumentando aceleradamente la pobreza en el mundo conforme destruye territorios y deshace estructuras sociales de países que aspiran a salvarse de su explotación. Cuba tiene ese mérito desde 1959, por lo que podemos alegrarnos como lo expresa en el poema Reportaje en La Habana el gran poeta turco Nazim Hikmet, que escribió durante su visita a Cuba -llegó a La Habana el 13 de mayo de 1961 enviado por el Congreso Mundial de la Paz para entregar a Fidel Castro el Premio de la Paz-, y del que dejo aquí el fragmento siguiente: “deambulo por las calles de La Habana / confundo los árboles con el asfalto / no soy capaz de distinguir el asfalto de los automóviles / el sol de la lluvia / las nubes blancas de las azulísimas piscinas / confundo los frutos con las mujeres / no soy capaz de distinguir / los jardines de infancia y la libertad / la libertad y la gente de esta ciudad / confundo los monumentos las estatuas y los bustos de José Martí, con / las fotografías y las litografías de Fidel / confundo a Fidel con las canciones la internacional con el chachacha / y la pachanga con Fidel / somos sosyalistas palante palante / confundo a Fidel con las cien mil personas que agarradas uno detrás / de otro bailan la rumba / no soy capaz de distinguir La Habana de Fidel”.

Mientras tanto los mayores enemigos del socialismo escribían y hacían secreto un documento sellado por la CIA, que fue descubierto en la biblioteca J. F. Kennedy, caja NLK 97-104. ¿Qué tipo de bibliotecas tiene el imperio? Lean:

“El principal objetivo de los programas encubiertos de los

EEUU contra Cuba es completar el aislamiento económico, político y psicológico de Cuba respecto a América Latina y al mundo libre. Estas medidas han sido en buena parte responsables de las actuales dificultades económicas de Castro, pero pudieran adoptarse nuevas y eficaces medias de guerra económica”. Lester D. Mallory, subsecretario de estado del imperio en 1960, escribió lo que iban a hacer: “El único medio previsible para enajenar el apoyo interno es a través del desencanto y el desaliento basados en la insatisfacción y las dificultades económicas. … Deben utilizarse prontamente cualquier medio concebible para debilitar la vida económica de Cuba. Una línea de acción que tuviera el mayor impacto es negarle dinero y suministros a Cuba, para disminuir los salarios reales y monetarios a fin de causar hambre, desesperación y el derrocamiento del gobierno”. www.radiocubana.cu/la-opinion/23695-los-antecedentes-del-genocida-bloqueo-contra-cuba-1959-1961 El responsable público de semejante canallada es el representante imperial de entonces: Eisenhower. Su agresividad contra la Revolución viene desde antes del triunfo de ésta: Eisenhower dirigió la ayuda al dictador Batista buscando cómo derrotar al ejército del pueblo. Una vez que fue derrotado el dictador, Eisenhower dio refugio a los asesinos y ladrones que huían de la isla llevándose 400 millones de dólares de entonces de las arcas del Estado: amanecía el 1º de enero de 1959. Desde ese día magnífico, día que marcaba la independencia de Cuba, el entonces representante de EEUU boicoteó el comercio del azúcar cubano y lanzó ataques como el bloqueo comercial, económico y financiero el 19 de octubre de 1960, y en medio de todo tipo de agresiones llegó el 3 de enero de 1961, a tan sólo 15 días de terminar su representación de la dictadura imperial, rompió las relaciones políticas con Cuba. Sepa en detalle de su actividad contrarrevolucionaria: www.cubavsbloqueo.cu/es/dwight-d-eisenhower-r

El 1 de enero de 2019 cumplen 60 años dos proyectos contrapuestos.

Pero en ese año de 1959, el 21 de diciembre, Eisenhower hizo una demostración más de su antidemocratismo: se abrazó al dictador Franco, el mismo aliado de Hitler y Mussolini, del nazismo y el fascismo, al pie del avión que le puso en la base aérea de Torrejón (Madrid) y así manifestó su apego a los generales golpistas que combatieron a la clase obrera en España. Inmediatamente colocó al fascismo español en la OMS, en la UNESCO, la OIT, el FMI, el Banco Mundial, la Organización para la Cooperación Económica Europea, centros de representación en los que EEUU decidía y que admitían a este tipo de socios. Eisenhower, el primero que empleó la frase hoy tan repetida de “complejo industrial-militar” para referirse al negocio imperialista que, como es propio de su naturaleza, trabaja para la guerra, Eisenhower, decía, encubrió al fascismo español y sonrió ante los crímenes cometidos por Franco y los suyos, a lo que el historiador Paul Preston llamó “El holocausto español” aportando cifras escalofriantes: más de 500.000 muertos; más de 500.000 exiliados; miles de ellos cayeron en los campos de exterminio nazis; cientos de miles de encarcelados, que llegaron hasta la etapa que se conoció con el nombre de Transición y haciendo trabajo esclavo; 140.000 desaparecidos o enterrados en fosas comunes que aún siguen en ellas; todo tipo de propiedades incautadas con las que se enriquecieron los fascistas, hasta el punto de que hoy las grandes empresas y multinacionales españolas provienen de lo robado: empresas de construcción, bancos, grandes centros comerciales, medios de comunicación, terratenientes; el IBEX 35 está lleno del más puro fascismo. Sobre la construcción con presos republicanos esclavos hay una larguísima lista, por ejemplo, dejo aquí un número mínimo, cuatro, que son bien conocidos en la provincia de Madrid: el monumento fascista de nombre Valle de los Caídos; la presa El Pontón de la Oliva; una parte del Barrio del Pilar, y otra parte del Barrio de Moratalaz. Se pueden añadir muchos más, y si hablamos del conjunto del Estado haríamos una lista gigantesca.

En septiembre de 2017 el seguidor del franquismo Mariano Rajoy, se encontró con el último continuador de Eisenhower, Donald Trump, en la Casa Blanca; en julio del mismo año se vieron en el G-20, en Hamburgo, y en mayo se habían encontrado en la Cumbre de la OTAN en Bruselas, los dos partidarios rabiosos de agudizar el bloqueo, acto de guerra, contrario al Derecho Internacional, contra Cuba. Desde Eisenhower a Trump, todos los gobiernos del imperio han ido reformulando la violencia contra el pueblo cubano. ¿A quién le cabe duda de que la gran burguesía imperial tiene su propia identidad?

El régimen de Trump se adentra en el plan que sus antecesores han llevado a cabo, el plan denominado Doctrina Cebrowski, que toma el nombre del general encargado, por el equipo de Bush tras el 2001, de desarrollar un proyecto con el que cambiase el ejército su sistema de guerra por otro en el que primase la destrucción sistemática de las estructuras de los Estados: deshacer a la organización social de los insumisos para que no pudiesen funcionar.

Las guerras que el imperio ha impuesto desde 2001 llevan ese sello, pero en Siria ha fallado. El sistema destructivo de la Doctrina Cebrowski lo va trasladando de Oriente Medio a la zona central de América y el Caribe. Al mismo tiempo asistimos a los vaivenes del ejército de EEUU, sus fracasos militares, enfrentamientos políticos con sus propios aliados, la continua pérdida de influencia en organismos que le llevan una y otra vez a romper el derecho y la legalidad internacional, su inseguridad económica por su crisis, a lo que acompaña el abandono de muchos países del dólar como moneda de referencia para el comercio… Todo eso ha conducido al imperialismo a replantearse su control de los recursos naturales en zonas que no le son lejanas. El sistema de trabajo de la Doctrina Cebrowski se explica por anillos que se enganchan por lados comunes o que se encuentran con el anillo que se denomina “control social”, o dicho de otro modo: la desorganización y descolocación social. Integrado en el anillo de la “ventaja cognitiva” se encuentra el anillo llamado “Dominio Informativo”. El “Dominio Informativo” ha sido desarrollado en el libro “Guerra centrada en redes: Desarrollando y aprovechando la superioridad de información”, de David S. Alberts, John J. Garstka y Frederichk P. Stein, publicado por el Programa de Investigación de Mando y Control (CCRP por sus siglas en inglés). Los datos aquí expuestos se encuentran en el documento Guerra Centrada en Redes, de Wikipedia. Al libro mencionado le siguió otro: “Entendiendo la guerra en la era de la información”, que buscaba una teoría operativa de la guerra.

La doctrina Cebrowski proyecta guerras en las que se tiene que dominar la información para ser empleada como propaganda y desmoralizar a la gente, desinformar con noticias falsas, restar crédito a la información de quien se enfrenta al imperio, e impedirle o dificultarle al máximo que pueda recoger información y hacerla valer. Cebrowski propone que se disponga de un ejército que controle los datos y los disponga para el ataque en tiempo real, mientras se va desarrollando el ataque conforme van llegando los resultados, para con todo ello operar de forma efectiva. Un ejemplo de esa operatividad informática es la guerra con drones y las intervenciones para realizar asesinatos selectivos o la destrucción de las infraestructuras de un país, con lo que se puede impedir su desarrollo.

Los dos proyectos enfrentados se pueden ver en la siguiente exposición: mientras el imperio enrola en su ejército gente en paro y con mil dificultades de integración social, forma ejércitos mercenarios y vende armas para que su “complejo industrial-militar” siga destruyendo, Cuba envía maestros y médicos a los gobiernos que se lo solicitan; es solidaridad, es conciencia social, desde la participación en la solución de las necesidades del país. Les dejo aquí un fragmento del discurso de Fidel Castro en la clausura del Primer Congreso Nacional de Educación y Cultura, año 1971:          “En primer lugar, este congreso ha sido el desarrollo consecuente de una línea de masas en la educación.

En este congreso han participado prácticamente todos los profesores y maestros del país, que suman casi 100.000. Tuvieron lugar miles de reuniones en la base. Se trajeron al congreso, y se discutieron, 413 ponencias. Se recibieron en el congreso 7.843 recomendaciones. Se compatibilizaron 4.703, es decir: quedaron 4.703 después de compatibilizadas. Y se discutieron 4.703. Y se aprobaron entre 2.500 y 3.000 -falta el dato exacto- que saldrán junto con los dictámenes, en las Memorias de este Primer Congreso.

De manera que aquí se ha traído la expresión fiel de lo que piensan, lo que sienten, lo que anhelan, lo que preocupa y lo que desean nuestros educadores.

Al éxito del congreso ha contribuido el apoyo pleno de todas las organizaciones de masas y de los organismos. De manera que en su congreso los educadores han contado con un apoyo total del país”.

Cuba fortalece su independencia con la cultura. El “complejo industrial-militar” que es el imperio, intensifica cada vez más la guerra, que la resguarda con otro ejército avanzado que desata la guerra de la comunicación, la guerra informativa, la guerra publicitaria, la mentira repetida mil veces para conquistar y dirigir el pensamiento de las gentes, dominarlo le permite anular el sentido crítico y disponer de repetidores conformistas con lo que han dado en llamar “falsas noticias”, “fake news”, las tergiversaciones que elaboran sus mercenarios periodistas, profesores, dirigentes políticos, económicos, sociales, pagados y entrenados, su ejército fijo y de colaboradores en los medios televisivos, periodísticos, radiales, publicitarios, educacionales, cinematográficos, para atomizar desde cualquier rasgo e individualizar, vaciar la memoria y crear en la población el mismo vacío humano relatado en aquella novela de Huxley, “Un mundo feliz”.

Sin pensamiento propio, sin cultura propia, sin historia propia, viviendo en la ignorancia de la identidad, del significado de la soberanía y la independencia, para la clase imperialista es fácil lanzarse contra ese pueblo que es capaz de sacar a la luz de la Historia la contradicción más universal: capitalismo - clase trabajadora, imperialismo - pueblos libres.

Para el 26 de septiembre de 1960, transcurridos un año y nueve meses del triunfo revolucionario, Cuba había sufrido ya todo tipo de ataques del imperialismo, como hemos visto antes. Ese día, el dirigente máximo de la revolución, Fidel Castro, acudió a la ONU y declaró:

Las guerras, desde el principio de la humanidad, han surgido, fundamentalmente, por una razón: el deseo de unos de despojar a otros de sus riquezas. ¡Desaparezca la filosofía del despojo, y habrá desparecido la filosofía de la guerra! ¡Desaparezcan las colonias, desaparezca la explotación de los países por los monopolios, y entonces la humanidad habrá alcanzado una verdadera etapa de progreso! ... ¿Qué defensa le quedaba a Cuba frente a esa realidad? Acudir a la ONU para denunciar las agresiones políticas y las agresiones económicas, para denunciar las incursiones aéreas de aviones piratas y para denunciar la agresión económica, amén de la interferencia constante del gobierno de Estados Unidos en la política de nuestro país, de las campañas subversivas que realiza contra el Gobierno Revolucionario de Cuba ... Hay que luchar con la opinión pública del mundo para imponerles el desarme, como hay que imponerles, luchando con la opinión pública del mundo, el derecho de los pueblos a su liberación política y económica ... Algunos querían conocer cuál era la línea del Gobierno Revolucionario de Cuba. Pues bien, ¡ésta es nuestra línea!”

La violencia imperial contra Cuba no había cejado, y Cuba se esforzaba por solidarizarse con los humildes en cualquier parte del mundo, de ahí que en una fecha crucial para la Historia del colonialismo, el 12 de octubre de 1979, el comandante Fidel Castro hiciese un discurso tan memorable en la ONU que se ha llegado a calificar como el discurso más importante que se ha pronunciado en el centro mundial. Les invito a leerlo y a difundirlo: http://www.cuba.cu/gobierno/discursos/1979/esp/f121079e.html

Fidel Castro terminaba con las siguientes palabras:

“¡La explotación de los países pobres por los países ricos debe cesar!

Sé que en muchos países pobres hay también explotadores y explotados.

Me dirijo a las naciones ricas para que contribuyan. Me dirijo a los países pobres para que distribuyan.

¡Basta ya de palabras! ¡Hacen falta hechos! (APLAUSOS) ¡Basta ya de abstracciones, hacen falta acciones concretas! ¡Basta ya de hablar de un nuevo orden económico internacional especulativo que nadie entiende (RISAS y APLAUSOS); hay que hablar de un orden real y objetivo que todos comprendan!

No he venido aquí como profeta de la revolución; no he venido a pedir o desear que el mundo se convulsione violentamente. Hemos venido a hablar de paz y colaboración entre los pueblos, y hemos venido a advertir que si no resolvemos pacífica y sabiamente las injusticias y desigualdades actuales el futuro será apocalíptico (APLAUSOS).

El ruido de las armas, del lenguaje amenazante, de la prepotencia en la escena internacional debe cesar. Basta ya de la ilusión de que los problemas del mundo se puedan resolver con armas nucleares. Las bombas podrán matar a los hambrientos, a los enfermos, a los ignorantes, pero no pueden matar el hambre, las enfermedades, la ignorancia. No pueden tampoco matar la justa rebeldía de los pueblos y en el holocausto morirán también los ricos, que son los que más tienen que perder en este mundo (APLAUSOS).

Digamos adiós a las armas y consagrémonos civilizadamente a los problemas más agobiantes de nuestra era. Esa es la responsabilidad y el deber más sagrado de todos los estadistas del mundo. Esa es, además, la premisa indispensable de la supervivencia humana.

¡Muchas gracias!”

También puede conocerlo en:  http://www.radiorebelde.cu/noticia/fidel-onu-presencia-gigante-ideas-20180924/ , y otras direcciones como:  https://www.hispantv.com/noticias/cuba/325493/fidel-castro-discurso-mas-popular-onu

La furia del régimen estadounidense se ha hecho ver desde el 1º de enero de 1959 hasta hoy; Cuba continúa siendo agredida. El último insulto del imperialismo lanzado contra las palabras de paz de Fidel Castro, palabras que como ya se ha dicho las ha gravado con relieve la Historia, ha venido del gerente actual del “complejo industrial-militar”, Trump:

Como Presidente de Estados Unidos, siempre pondré a Estados Unidos en primer lugar. … En tanto me mantenga en este puesto ... defenderé los intereses de Estados Unidos por encima de todo lo demás”.

“La madre comprendió que este hombre tan poderoso era el jefe, el que había enviado a su hijo a la guerra y a la muerte y sería el culpable de que no le viese nunca más”.

Aquí están las dos políticas que se enfrentan, capital - trabajo; imperialismo – pueblos soberanos, independientes y libres. En la derecha la clase imperialista estadounidense fomentadora de la guerra – en la izquierda la clase trabajadora, el pueblo de Cuba, cuyo interés se deposita en la paz.

Ramón Pedregal Casanova es autor de los libros: “Gaza 51 días”, “Palestina. Crónicas de vida y Resistencia”, “Dietario de Crisis”,  “Belver Yin en la perspectiva de género y Jesús Ferrero”, y “Siete Novelas de la Memoria Histórica. Posfacios”. Presidente de la Asociación Europea de Cooperación Internacional y Estudios Sociales  AMANE.  Miembro de la Comisión Europea de Apoyo a los Prisioneros Palestinos.

La Columna
El plan A, un golpe de Estado, y el plan B, el asesinato de Morales. Denuncia contra los golpistas por el intelectual estadounidense Noam Chonsky. Golpe de Estado en Bolivia el 10 de noviembre de 2019....
… / Luché por un magnífico monarca / que compró mis servicios; y eran tales / sus riquezas que casi los rivales / se rendían al oro de su arca.Versos del poema: Mercenario. Autor, el gran escritor mexicano,  Alfonso Reyes....
Ramón Pedregal Casanova.- El 29 de noviembre de 1947, la Asamblea General de la ONU aprobó una resolución que dividía la Palestina bajo dominio británico en un Estado judío que incorporaba el 56% de la Palestina y un Estado árabe que incluía el 44% r...
Lo último
La Columna
Golpistas con firma
El plan A, un golpe de Estado, y el plan B, el asesinato de Morales. Denuncia contra los golpistas por el intelectual estadounidense Noam Chonsky. Golpe de Estado en Bolivia el 10 de noviembre de 2019....
Cuba en el Gran Teatro de Estrasburgo
Andrés Marí - Cubainformación / Fundació Vivint.- Cuba y los cubanos damos gracias a los euro-parlamentarios que consideran que Cuba no es Colombia, donde son asesinados casi a diario activistas por los derechos humanos; que no es Brasil, donde, adem...
La Revista